lunes, 2 de septiembre de 2013

Recién llegado

Se acabaron las vacaciones, éste fue el estreno de la jornada laboral el primer día de trabajo. Los partos son lo único con lo que disfruto ahora mismo en mi trabajo como veterinario.


El resto es un querer y no poder, no hay nuevas investigaciones, no aparecen nuevas opciones terapéuticas, más bien se reducen (burrocracia europea mediante), pero los partos... sigue maravillándome como la vida se impone, en muchas ocasiones, cuando parece que todo está en su contra.

Pues eso, que se acabaron las vacaciones, pero mientras siga este tiempo, en el que incluso Conchi está de humor para hacerme unas fotos mientras practico con el tablón...

habrá que esperar a que empiece a llover para hacer subir algún reportaje al blog con las fotos que se han ido acumulando en el verano, que ahora apenas tengo tiempo ;-)